25 junio 2008

4ta aumentada

Mi querido amigo y técnico de grabación predilecto me acababa de mandar un fragmento de una musiquita que se usaría como cortina musical de un spot publicitario. Todo esto a través del MSN. La idea era que diera mi opinión respecto del fragmento musical, de unos 15 segundos de duración.

Moi: Suena bien!
Lui: Era un interludio de 12 secs que dura en realidad 15.
Moi: Termina en acorde mayor... funciona... es un acorde alegre.
Lui: Clarus, y hay novenas y una esperanzadora 4ta aumentada. Debería ser medio esperanzadora, ya que hay humanos derechos.
Moi: ¿Hay humanos y están derechos, paraditos?
Lui: Sí medio que rectos así, rectum paradum...
Moi: Debería ser el título de un tema o una disertación sobre los humanos parados y las consecuencias de emplear acordes mayores en ellos o para que alguien los note.
Lui: Onda Dolina.
Moi: Hummm... Es que lo esucho todas las noches antes de dormir...

Sin duda está empezando a ser perjudicial para la salud.

Sin querer justificarme, sucede que escuchar a Dolina es mi manera de recibir una dosis diaria de sensatez, o al menos una pizca de humor sano, cínico en algunos momentos, realista en otros, y de tener una especie de interlocución instantánea a mis pensamientos del momento.

Además indiscutiblemente surgirá durante el programa alguna apreciación sobre arte, cultura, y sobre todo música.
Por ejemplo, en un programa de este mes, Patricio Barton manifestaba sentir envidia de los músicos porque cuando éstos se encuentran, inmediatamente existe un punto de unión entre ellos que excluye a los que no usan la música como medio de expresión. Como aquí en esta conversación acabo de demostrar, de hecho...
Lo mismo ocurre entre ingenieros, entre periodistas, entre programadores, biólogos, físicos, abogados, etc. Cada ocupación lleva de la mano un lenguaje, un ambiente, una sintonía que excluye a los otros indefectiblemente, aunque no se lo proponga realmente.

Así me sentía yo entre mis amigos ingenieros computacionales, hablando de sus códigos de programación y etcéteras que me son, en este momento, imposibles de recordar. La tecnología y mi persona hemos establecido un tratado de paz en el cual yo no me meto demasiado con ella y ella no me fastidia demasiado la existencia.
Por ejemplo, mi celular tiene tres funciones posibles: llamar y ser llamado, recibir sms de vez en cuando y con menos frecuencia enviarlos (no puedo soportar teclear 4 veces la misma tecla para escribir la z), jugar al Puzzle Bubble sin musiquita.
Automáticamente he dado por perdidas las funciones de despertador, alarma, mensajes con media no se qué, otros jueguitos, gps. Y como lo elegí exclusivamente por no tener cámara de fotos, ni siquiera me gasto en pensar que hubiese otra función más que no podría o sabría usar.

Volviendo al tema, sí, cuando dos músicos se cruzan, si no hablan de músicos, hablan de sonidos, o de composición, o de elementos nuevos que facilitan la amplificación, de las últimas experiencias con fulano o sultano en el escenario o en el estudio de grabación, del nuevo disco que sacaron o que sacó un conocido común. Y lo mejor de todo es juntarse a escuchar tal o cual cosa, o ver el concierto de alguno (como el reciente de Corinne Bailey Rae que les recomiendo a todos).
La música como medio de expresión tiene alguna cosa extra, y es que al mismo tiempo que uno la maneja, ella tiene el poder de adueñarse de uno.

Es curioso lo que sucede con este arte, ya que en el fondo, se trata de matemática pura, pero es una matemática con sentido estético.
Hay músicos más matemáticos, los que se basan en la teoría musical; hay otros que son más sensitivos, los que como yo, se basan en el oído. En cualquier caso el goce, el disfrute de la música no se restringe a quienes le dan vida, sino a quien se deja vencer por ella, de cualquier manera.

Y hablar de música entre músicos implica que todo esto ya lo sabemos, se sobreentiende, está implícito en la conversación, y nomás nos limitamos al detalle del momento, sin que todo lo demás deje de ser tenido en consideración.

De más está decir que me hace falta un poco de esta interlocución aquí, en una ciudad donde la música es prostituída con demasiada frecuencia y los músicos en muchos casos no son más que obreros, empresarios que transan de muchas maneras con este producto artístico (sin intento de desmerecer el arte vs. el trabajo, ya que todo artista quisiera poder vivir exclusivamente de su arte).

Dejando a un lado esta circunstancia, creo que además, el lenguaje musical tiene otro poder, otra característica que provoca comentarios como el de Barton. Ser músico, hacer música, genera un sentido de identidad, y esa identidad trae consigo toda una gama de cosas, a veces buenas, otras no tanto, pero que al fin de cuentas desembocan en lo mismo: un placer infinito e intransferible, un disfrute profundo, peligrosamente egoísta, irrepetible y personal.

Así sucede con todas las artes, y yo creo que es la razón por que la humanidad se vio en la necesidad de desarrollarlas.

Tengo claro que no sería quien soy si no cantara. Y más claro aún es que si no canto por una período más o menos considerable, me transformo en un ser insoportable, huraño y malhumorado.


Ahí tienen: una consecuencia directa de escuchar a Dolina todas las noches... (y de chotear con otros músicos). Lo que no te mata te hace más fuerte. Al menos eso dicen los que dicen que saben.

Atención: Movida Joven 2008

La Intendencia Municipal de Montevideo sigue recibiendo las inscripciones para participar en la Movida Joven 2008 en todo lo que queda de este mes de Junio.

La Movida Joven es un evento artístico multidisciplinario, que convoca anualmente a miles de jóvenes en diferentes escenarios. Este año se desarrollará el 18º Encuentro de Teatro Joven, 7º Encuentro de Danza Joven, 7º Encuentro de Cuerdas de Tambores, 5º Encuentro de Adolescentes en Escena, 5º Encuentro de Cortometrajes, 4º Encuentro de Música Joven, 2º Encuentro de Fotografía y 1er Encuentro de Humor.

Podrán participar adolescentes y jóvenes de entre 13 y 35 años de edad. Habrá premios en dinero en los diferentes concursos.

Los grupos que deseen participar deberán inscribirse en la Secretaría de Juventud de la IMM (Soriano 1402, telefax: 19502046), de lunes a viernes en el horario de 10 a 16. Los grupos del interior del país podrán inscribirse vía fax o por el correo electrónico juventud@juventud.gub.uy. En la misma Secretaría pueden obtenerse las bases para participar en los concursos.

Todos los artistas y grupos que se inscriban para la Movida Joven podrán participar en una serie de talleres y actividades previas, que permitirán profundizar en aspectos artísticos y técnicos de las diferentes disciplinas.

El desfile inaugural se realizará el sábado 29 de septiembre por la avenida 18 de Julio, desde Plaza de Cagancha a la explanada del Palacio Municipal, donde se desarrollará un espectáculo artístico. En esta instancia habrá dos premios, que se otorgarán a grupos de danza, teatro, humor o adolescentes en escena que presenten el mejor espectáculo callejero. Cada premio será equivalente a $ 9.000 y será otorgado por un jurado.

Este año el Encuentro de Murga Joven se realizará en forma independiente de la Movida y será organizado por la División Turismo de la IMM.

Actividades

El 4º Encuentro de Música Joven tendrá presentaciones los días 29 y 30 de septiembre, 1, 6 y 7 de octubre, en el teatro La Gaviota (Mercedes esquina Tristán Narvaja). Habrá tres premios, de $ 13.000 cada uno.

El 18º Encuentro de Teatro Joven se desarrollará en el mes de octubre en la sala César Campodónico del teatro El Galpón (Av. 18 de Julio y Minas). Se otorgarán cinco premios de $ 13.000 cada uno.

También el teatro El Galpón será escenario del 7º Encuentro de Danza Joven, los días 13,14, 15 y 20 de octubre, a partir de la hora 20. Están previstos cinco premios, de $ 9.000 cada uno.

La muestra del 5º Encuentro de Cortometrajes podrá apreciarse el lunes 24 de noviembre desde la hora 20 en sala Cinemateca 18 (18 de Julio 1280). Serán adjudicados tres premios, de $ 9.000 cada uno.

Las actuaciones del 7º Encuentro de Cuerdas de Tambores serán en diferentes barrios montevideanos, los sábados 8, 15 y 22, y los domingos 9, 16 y 23 de noviembre. Un jurado premiará las tres mejores cuerdas, con $ 13.000 a cada una.

Del 11 al 14 de noviembre se realizará en el teatro Astral (Durazno 1480 esquina Barrios Amorín) el 5º Encuentro de Adolescentes en Escena.

El 1er Encuentro de Humor
tendrá lugar del 17 al 21 de noviembre en el teatro Astral (Durazno 1480 esquina Barrios Amorín), que tendrá cinco premios de $ 9.000 cada uno.

La exposición de los trabajos seleccionados en el 2º Encuentro de Fotografía podrá apreciarse del 13 de febrero al 11 de marzo de 2009 en el Centro Municipal de Fotografía (Palacio Municipal, San José 1360). Serán premiadas las tres mejores obras, con $ 7.000 cada una.

Estas actividades serán con entrada gratuita.

03 junio 2008

Nuevo pretendiente (y nueva pretensión)

- Tu cebador quiere contigo. -
- ¿Lo qué? -
- Tu termo quiere contigo. ¿No ves cómo se babea? -
- Ah, eso... Hace ya algún tiempo que el pico cebador está fallando. El agua de acá tiene mucha cal y ya tengo 3 a os con el mismo termo. -
- Entonces hay que cambiar el tapón. -
- Sip.... antes de que se autojubile... -

Esa conversación tenía sentido hace 4 meses. Hace dos días el pico cebador se empezó a resquebrajar... Ya no cebo como antes...
Lo peor de todo es que estoy tan lejos del paisito, que es casi imposible conseguir un tapón de reemplazo para mi Tremolar (el que entona al...).

Y para los que se estén preguntando en estos momentos algo así como por qué no quiero usar el de acero inoxidable de rosquita:

a) No cambio mi Tremolar por nada a pesar de que no sea indestructible. Sería como que te cambiaran el mate que elegiste con esmero por sus características particulares.
b) El Tremolar azul fue históricamente el primer termo que fue mío, y si bien este es otro modelo, sigue existiendo una relación muy personal y emotiva con él.
c) Tiene más capacidad que los de acero inoxidable que acá te los venden como si fueran de camping pa que hagas café y no llegan al medio litro.
d) Mantiene muy caliente el agua durante 24hs si lo necesitás.
e) Es lindo y azul en lugar de feo y plateado.
f) Cuando el tapón con pico cebador funciona y no está en el estado calamitoso de ahora, no pierde nadita, ceba un chorrito parejo y suave de agua a donde uno quiera, y no hay que atornillaro y desatornillarlo; nomás se trata de subir y bajar el piquito para evitar accidentes con el agua caliente.

Y si mis razones no les parecen suficientes agregaré que es mi decisión el no usar las modernidades de acero inoxidable. El mate es una bebida arcaica y para mantener el ritual, todo lo demás debe ser más o menos arcaico (al menos eso me había comentado Melchor en alguna ocasión).

Es por eso que acudo a ustedes, querubines, para que piensen en la posibilidad de hacerme llegar un reemplazo de tapón. Recuerdo que hay en una ferretería en el Centro, en algo así como Convención entre Soriano y Canelones, que vende tanto de estos termos como de estos tapones. O al menos eso hacía hace un par de años.

Las fotos a continuación tienen por lo menos 4 meses, cuando empecé a ver el decaimiento de mi tapón. Ahora el pico cebador está reducido a la mitad.

Por amor a la humanidá! Aquellos que saben matear, saben la desesperación que irá invadiéndome en cuanto tenga que optar por deshacerme de mi actual cebador.

Se me ocurre que podrían de repente hacer vaquita o algo así y luego les podría hacer llegar el reembolso correspondiente.
Quizás el Sindicato del Mate tenga destinado fondos para este tipo de urgencias...

Enfin...

Plis...

Miren qué bonito era mi cebador...